Portada
Todas las portadas
Sin Distancia 2007

Galería de Fotos

FEDER
FEDER


Información General
A Coruña
Albacete
Alcalá la Real
Ávila
Ávila MEC
Barbastro
Baza
Campo de Gibraltar
Cangas de Onís
Cantabria
Ceuta
Dénia
El Barco de Ávila
Gijón
Guadalajara
Instituciones Penitenciarias
La Rioja
Les Illes Balears
Madrid
Mérida
Nador
Olvera
Plasencia
Pontevedra
Tenerife
Tortosa
Vila-Real
Viveiro
Edición 2008>> Noticia
ÁVILA - 4 de julio

Medio millar de estudiantes elaborando mapas interactivos

El curso de Sistemas de Información Geográfica lleva 15 años formando geógrafos


José Miguel Santos imparte una clase a la décimoquinta promoción del curso de verano sobre SIG

Medio millar de estudiantes han seguido ya el curso sobre Sistemas de Información Geográfica (SIG) que dirige desde hace 15 años José Miguel Santos. Un curso que permite hacer mapas de actividades humanas y medioambientales cada vez más rápido y cada vez con más precisión. Sus programas y medios técnicos se han ido modificando para adaptarse a los avances tecnológicos, pero la sede, Ávila, sigue siendo la misma y el número de alumnos interesados, también.

José Miguel Santos siempre ha dirigido este curso. En 15 años, ¿cuántos alumnos han pasado por sus aulas?
 
Por las características del curso, que exige dotación de un puesto informático por alumno, el número máximo que admitimos es de 40. Algunos años hemos tenido que dejar fuera tantas solicitudes que volvimos a convocar a los interesados en septiembre. En los últimos cinco años, atendemos 32 peticiones, que es la capacidad de la sala de ordenadores de aquí. Lo ideal sería tenerlos de 20 en 20, aunque como es un curso introductorio de sólo 24 horas, repartidas en cinco días, hacemos un esfuerzo de adaptación para atenderlos a todos y lo sacamos adelante. Pero para el máster, que dura un año, ya sí que no asumimos clases de más de 25 alumnos.
 
¿Se hace un seguimiento de los alumnos?, ¿se sabe si aplican en su trabajo lo aprendido en el curso de verano?
 
No hacemos un seguimiento personalizado, aunque a veces lo hemos intentado. De todas formas, este curso les descubre un nuevo mundo de posibilidades de información geográfica y lo que ocurre es que muchos de ellos  se inscriben luego en el máster interuniversitario que tenemos el mismo equipo de profesores. Éste dura 300 horas y en él sí que las  tutorías y clases presenciales son de 20 alumnos por sesión.
 
¿Siempre se ha convocado en Ávila?
 
Ha habido un par de años que lo llevamos a Mérida. Lo convocamos aquí porque está dentro del área de influencia de Madrid, de donde proceden la mayoría de los alumnos. Así les resulta más cómodo desplazarse.  

En 15 años el mundo de los satélites, de la óptica y de las herramientas y programas tecnológicos habrán cambiado mucho ¿cómo se ha adaptado el curso sobre SIG a estas innovaciones?

El curso ha ido modificándose. Primero, por los medios técnicos, los programas informáticos han progresado y se han completado. Los actualizamos permanentemente: incorporamos nuevos módulos de análisis territorial, ordenadores muchos más rápido, con mayor memoria... Paralelamente, variamos los territorios analizados y sus problemáticas, la composición de las bases de datos y obtenemos distintas fuentes.
 
¿Y las prestaciones que se exigen a los SIG han cambiado?
 
La información geográfica necesaria para generar cartografía automática por ordenador es siempre la misma y sirve para resolver problemas medioambientales, recursos naturales, localización óptima de actividades en el territorio. Eso permanece, pero su elaboración se agiliza y aumenta la precisión de datos. Se trata de general el mapa que tú precises, incluyendo los datos que requieras lo más rápidamente posible.
 
¿No prima la actualidad de los temas a estudiar en el curso?
 
El año pasado analizamos los incendios. Este año podemos ver las combinaciones de recursos hídricos, ver dónde existe más demanda, dónde existen más fuentes; qué tipo de usos se piden en cada zona, si son agrícolas, de consumo humano o industrial, recreativos; qué tipo de sistema puede implantarse, si por extracción, desalinización... Obtener todos estos datos y relacionarlos entre sí para ofrecer opciones a los poderes públicos que necesitan conocerlas antes de tomar una decisión. Claro que una cosa es tener los datos y otros preparar la gestión geopolítica. 
 
¿Hasta cuándo se mantendrá el curso sobre SIG?
 
Pues, mientras los estudiantes lo demanden, nos daría pena dejarlo. Realmente la proliferación de Cursos de Verano es tal que hay dificultades para llevarlos a cabo. Algunos no alcanzan ni los ocho o diez alumnos exigibles para programarlos. Por eso, mientras haya quien nos pida el nuestro, nosotros se lo daremos. Ésa es su única fecha límite.
 
Aida Fernández Vázquez


   

© UNED Centro de Servicios Informáticos - 1995/2010