Portada
Todas las portadas
Sin Distancia 2007

Galería de Fotos

FEDER
FEDER


Información General
A Coruña
Albacete
Alcalá la Real
Ávila
Ávila MEC
Barbastro
Baza
Campo de Gibraltar
Cangas de Onís
Cantabria
Ceuta
Dénia
El Barco de Ávila
Gijón
Guadalajara
Instituciones Penitenciarias
La Rioja
Les Illes Balears
Madrid
Mérida
Nador
Olvera
Plasencia
Pontevedra
Tenerife
Tortosa
Vila-Real
Viveiro
Edición 2008>> Noticia
ÁVILA - 7 de julio

'¡Voy a repetir curso!'

Los estudiantes que conocimos a principios de la semana en Ávila nos cuentan sus impresiones sobre lo aprendido


María Llanos sugiere clases intensivas y visitas al patrimonio de la ciudad

María Llanos Pardo concluyó en Ávila su segundo curso de verano de la UNED. Participó en el dedicado a la Conservación y restauración en el Espacio Europeo de Educación superior,  organizado por el Ministerio de Educación, Política Social y Deporte. "La verdad es que ha sido incluso mejor de lo esperado. Estábamos pocos en clase y muy pocos eran especialistas en el temario programado. Como el perfil de los alumnos no se ajustaba demasiado a los contenidos, tanto el director como la secretaria del curso se han  implicado totalmente y han ajustado los conocimientos al nivel general de la clase".
Alfonso se ha divertido y aprendió mucho sobre las cosas bonitas y las útiles

"Ha sido muy ameno, muy variado, con muchas ponencias. Hubo su parte teórica, pero también mucha aplicación práctica, con muchos ejemplos reales. Eso me gustó especialmente".

"¿El ambiente entre los compañeros? Magnífico, muy familiar, todos hechos una piña. Algunos participantes eran a la vez alumnos y conferenciantes, lo que creó un clima muy especial entre nosotros. Pero de vida nocturna nada: este año no he salido ni una noche. Acabábamos muy, muy cansados".

"Por eso sugiero que programen el curso como jornada intensiva, de forma que podamos visitar Ávila y sus pueblos por las tardes y salir alguna noche. Y otra sugerencia más: sería magnífico que organizasen una visita guiada nocturna para conocer el patrimonio de Ávila con la mejor luz posible, la de la noche en las murallas, alumbrando las leyendas que guardan".

"Sin duda ¡el año que viene repetiré!. Aunque aún no he decidido en qué ciudad".
 
Disfrutar, aprender, ayudar
  
Alfonso Ciprián ha quedado, un año más, encantado con su curso Sexo: funciones y disfunciones, dirigido por Miguel Ángel Vallejo.

"He estado cómodo entre tantas compañeras", de los casi 50 estudiante sólo tres eran varones y, "como dice nuestro rector, los Cursos de Verano son estupendos para establecer relaciones con profesores y compañeros..."

"Hemos tratado, entre otros, el tema de los abusos sexuales, que está muy de actualidad, pero el curso ha llegado mucho más allá".

"¿Cosas bonitas que hemos hablado? De terapias sexuales, de amos, de celos, de la adicción al sexo, que por cierto se trata igual que la adicción a internet, a la comida, al trabajo o al móvil... Pero lo que más hemos analizado es la emoción básica, la autoestima, el conocimiento del propio cuerpo y el quererse a uno mismo".

"¿Las dos cosas más importantes que he aprendido? Una, que muchas sociedades observan como normales algunos comportamientos que nosotros consideramos inaceptables: el incesto, el matrimonio entre personas del mismo sexo, la poligamia o androgamia, por ejemplo. Otra, que en contra de lo que se viene diciendo, las personas con episodios de abuso sexual en su infancia son capaces de desarrollar una vida social adulta completamente normal gracias a la enorme capacidad de adaptación del ser humano".

"Como pedagogo, veo la importancia de la prevención y , sobre todo, veo que el centro educativo es un lugar privilegiado para detectar las señales de alarma: falta de rendimiento escolar, hiperactividad, trastornos del habla, de aprendizaje. Los profesores explicaron cómo esos niños no duermen bien, no se pueden concentrar, se dispersan y acaban en fracaso escolar".

"Una vez detectado el abuso podemos ponernos en marcha para ayudar. Aparece entonces la necesidad de una figura de apoyo que puede ser el tutor o el profesor".

"Pero, sobre todo, lo que más me gustó de todo el curso fue constatar que hay lugar para la esperanza, como decía una de las profesoras, estos niños que han sufrido abuso, no solamente salen del problema, sino que se vuelven mucho más fuertes".

Aida Fernández Vázquez


   
   
  NOTICIAS RELACIONADAS
   
  El Barco de Ávila - El psicólogo José María Buceta nos sumerge en el mundo del 'coaching'
  Gijón - 'Ante una reacción extraña de un niño con autismo, no te entrometas'
  Tenerife - 'En la educación de intérpretes debe primar la formación de personas sanas'
  La Rioja - ¡Ay de aquel que no tiene por lo menos suficiente conocimiento de sí mismo!
  Plasencia - La psicología y el cine se quieren desde hace 110 años
   

© UNED Centro de Servicios Informáticos - 1995/2010