ComunicaUNED

COMUNICACIÓN » ComunicaUNED » Concavenator Corcovatus » Futuro

Archivo ComunicaUNED

2011
2010
2009

Concavenator corcovatus

Volver a la home
Pasado
Presente
Futuro
Álbum de fotos
Revista de prensa

Si el pasado fue apasionante y el presente está siendo brillante, el futuro que le depara a este equipo de profesionales no es menos interesante… ¡y agotador! Son muchos los proyectos que se perfilan en el horizonte conquense, pues además del yacimiento de Las Hoyas, que este año celebra el 25º aniversario del comienzo de las excavaciones y que es el yacimiento que más publicaciones de alto impacto tiene en España fuera del entorno de la Paleontología humana (Atapuerca), hay una nave repleta de rocas a la espera de ser trabajadas extraídas del cercano yacimiento de Lo Hueco.

Los trabajos del AVE descubrieron hace unos años una “mina paleontológica” que hubo que retirar de forma ágil para que las obras no sufrieran un excesivo retraso, y cuyos fósiles esperan pacientes a que habilidosas manos los rescaten de su pétrea carcasa.
Ortega considera que con ellos se podrá conocer el ecosistema en el que vivían los dinosaurios 50 millones de años antes que “Pepito” y entre cuatro y cinco millones antes de que desaparecieran.


El Concavenator corcovatus tampoco ha dicho su última palabra. En principio su esqueleto no será extraído del todo de la roca en la que se halla, pues “el contorno está repleto de restos e impresiones que pueden aportar una valiosa información del animal”. Los estudios ahora se centrarán en llegar a conocerlo mejor para ajustar la hipótesis de partida con la que se ha trabajado, para lo cual seguramente ayudarán los restos de masa muscular y de masa abdominal que se han hallado. “Sabemos”, relata Ortega, “que el animal había ingerido otro dinosaurio antes de morir, pues hemos encontrado restos que así lo indican”.

Y, por supuesto, Ortega espera poder seguir profundizando en la hipótesis de las plumas, así como en el movimiento del animal, para lo cual trabajarán en tres dimensiones.

Por último, la UNED estará presente en el proyecto de creación de un Instituto de Investigación y el museo que se crearán con los materiales de Las Hoyas y Lo Hueco, cuyo objetivo, además de la divulgación para el gran público, será potenciar la paleontología de dinosaurios en Castilla La Mancha.