Accesos directos a las distintas zonas del curso

Ir a los contenidos

Ir a menú navegación principal

Ir a menú pie de página

PREHISTORIA II: LAS SOCIEDADES METALÚRGICAS

Curso 2017/2018/Subject code67011088

PREHISTORIA II: LAS SOCIEDADES METALÚRGICAS

SUBJECT NAME
PREHISTORIA II: LAS SOCIEDADES METALÚRGICAS
CODE
67011088
SESSION
2017/2018
DEPARTMENT
PREHISTORIA Y ARQUEOLOGÍA
DEGREE IN WHICH IT IS OFFERED
GRADO EN GEOGRAFÍA E HISTORIA
TYPE
OBLIGATORIAS
COURSE
PRIMER CURSO
ECTS
5
HOURS
125.0
PERIOD
SEMESTRE  2
LANGUAGES AVAILALBLE
CASTELLANO

PRESENTACIÓN Y CONTEXTUALIZACIÓN

La Historia es el conocimiento del pasado, la narración de los sucesos, hechos y manifestaciones de cualquier clase de la actividad humana. Como este pasado ya no existe, para conocerlo utilizamos los vestigios materiales que nos han quedado y que, genéricamente, conocemos como fuentes.

Hasta mediados del siglo XIX (BOUCHER DE PERTHES, 1948) la Prehistoria no empieza a considerarse como una parte de la Historia de la Humanidad, debido a que durante esa larguísima etapa carecemos de las fuentes escritas que tradicionalmente son la base del conocimiento histórico.
La Prehistoria estudia los momentos iniciales del desarrollo humano sobre la Tierra, basándose en los restos materiales, desde el más elemental instrumento a las complejas formas constructivas y artísticas, sin olvidar el entorno geográfico y climático en el que nuestros antepasados vivieron. Representa, pues, en el plan formativo del estudiante, el punto de partida desde el cual la Humanidad ha llegado hasta nuestros días.

Somos conscientes de que en toda reconstrucción histórica existe una carga de subjetividad importante. Por ello, tratamos de proporcionar al estudiante una información documentada, pero abierta a que éste elabore sus propias conclusiones, analizando la información, sintetizándola y contrastándola.
 En la creencia de que el pasado explica y condiciona en muchas ocasiones, el presente y el futuro, nuestro reto y nuestra tarea serán tratar de responder a las ya famosas preguntas de:
- ¿quiénes fueron nuestros antepasados?,
- ¿dónde y cuando vivieron y murieron?,
- ¿cómo y por qué sucedieron las cosas?.
Esta asignatura es la continuación en el espacio temporal de  Prehistoria I, y  comienza con las etapas neolíticas en todos los continentes-,con la excepción del Próximo y Medio Oriente ya estudiado en la mencionada asignatura- junto al denominado fenómeno megalítico, y el arte rupestre postpaleolítico en la Península Ibérica con sus diferentes manifestaciones: arte levantino, arte esquemático y arte macroesquemático. Somos conscientes de que la denominación de "sociedades metalúrgicas"  no responde de manera absolutamente precisa al contenido de la misma, pero las necesidades del programa, y sobre todo, las pautas de aprendizaje nos han aconsejado incluir aquí los temas mencionados en el párrafo anterior. En algunos casos, también su ámbito temporal, e incluso cultural, respondería a los contenidos englobados bajo esta denominación.
 Explicadas estas cuestiones prácticas, pasaremos a mencionar que es evidente que, de nuevo, nuestra base de estudio será la cultura material en todas sus formas, teniendo en cuenta que a medida que pasa el tiempo prehistórico crece la gama de éstas en variedad y cantidad, e incluso que para algunas áreas geográficas tenemos fuentes escritas “indirectas”. El conocido como periodo Calcolítico representa el comienzo de las denominadas sociedades metalúrgicas. La utilización –que no aparición- del cobre en adornos primero, y posteriormente en armas y útiles, va a suponer transformaciones económicas y sociales transcendentales, entre ellas la conocida como “aparición de las sociedades complejas”. Desde ahora la importancia de las redes comerciales ,existentes ya, pero en menor cuantía, va a ir incrementándose, y variando los centros de poder e influencia en función de la existencia del mineral buscado.
 El horizonte campaniforme, que se desarrolla con diferencias regionales y cronológicas importantes, dará paso a los temas dedicados a la Edad del Bronce. El uso del arsénico primero, y del estaño después, asociados al cobre para formar un metal –el bronce- que permite armas y útiles mejores y más duraderos, dará otra “vuelta de tuerca” al proceso metalúrgico. De nuevo  se producen transformaciones fundamentales y no solamente en la gama de objetos metálicos conocidos, sino también en el desplazamiento de centros de poder, el establecimiento de nuevas redes de intercambio, especialmente para la búsqueda del estaño, y la estructura social.
 El ámbito geográfico de nuestro estudio se ve ahora reducido, dado que hay regiones del mundo que ya han entrado en la Historia entendida como periodo con fuentes escritas, y son analizadas por otras áreas de conocimiento.
 Al final del programa se estudian las colonizaciones fenicia y griega, junto con los temas dedicados  a la Edad del Hierro. La aparición de la siderurgia vuelve a producir innovaciones morfológicas y tecnológicas importantes, con una cultura material nueva, patrones de asentamientos y enterramientos diferentes, y también nuevas gentes que se desplazan –aun cuando ya lo hicieran antes, especialmente en el Bronce Final- produciendo los consiguientes cambios económicos y sociales.
 Las diferencias regionales se agudizan en estas etapas, para las que algunos autores utilizan el término de Protohistoria.
 

Su relación con el perfil profesional es muy evidente ya que el historiador, que es lo que los estudios de Grado en Historia pretenden formar, se ocupa del conocimiento y explicación del desarrollo humano en la tierra, siendo precisamente la Prehistoria el estudio de las primeras etapas de éste.
 Por su parte, responde a las necesidades de los profesionales en una doble dirección:
1. Proporcionándoles información actualizada y contrastada sobre la materia.
2. Planteándoles la realización de unas actividades prácticas que les capacitarán para participar activamente en el mercado laboral.
Ayudará al estudiante a obtener los conocimientos que van a permitirle, en primer lugar, reunir e interpretar datos de interés relevante que posteriormente podrá utilizar para elaborar sus propias ideas y argumentos, emitiendo juicios sobre los mismos, y transmitiéndolos. Teniendo en cuenta el creciente interés que el Patrimonio Arqueológico está adquiriendo en el ámbito científico e incluso fuera de él, la formación de una materia como la Prehistoria proporcionará una base, un punto de partida imprescindible, para cualquier profesional que desee dedicarse a las tareas de protección, conservación, divulgación y estudio del mismo.
La materia en la que se engloba esta asignatura se denomina Prehistoria, y su relación con otras asignaturas del Grado es evidente y ya ha sido mencionada. Es el primer paso de una larga cadena que trata de reconstruir el pasado de la Humanidad, enlazando pues con los siguientes periodos históricos representados por la Historia Antigua, Medieval, Moderna y Contemporánea. A su vez, está íntimamente ligada con la Geografía, que se ocupa del entorno en el que ocurren los acontecimientos, y con la Historia del Arte, cuya explicación ofrece vínculos muy importantes con el proceso histórico.
Por último, y no por ello menos interesante, su interdependencia con las asignaturas dedicadas a la cultura material, se pone de manifiesto si tenemos en cuenta que para ambas materias los restos materiales son las fuentes del conocimiento, sean éstas las únicas –caso de la Prehistoria- o constituyan una parte fundamental pero no exclusiva- caso de la Arqueología.