Logo de la UNED

Madrid, 21 abril de 2020




“Ambiente y medio”, celebra su 10 aniversario con un número dedicado al COVID-19

La Asociación de alumnos y exalumnos de Ciencias Ambientales de la UNED (AAECAD Ambientólogos UNED) celebra el décimo aniversario de su revista A+M (Ambiente y Medio) con un número que dedica una amplia cobertura al COVID-19. El artículo firmado por Esther González Almela, analiza el inicio y desarrollo de la infección y señala como positivo el descenso de la contaminación en el gigante asiático, pero plantea un más que posible retroceso en los índices alcanzados y el peso superior de las medidas económicas a las ambientales frente a la resolución de la pandemia.


Esther González Almela, del Guangzhou Regenerative Medicine and Health Guangdong Laboratory realiza en el 10 aniversario de la revista M+A un pormenorizado análisis de los efectos ambientales de la crisis mundial del COVID 19 desde su inicio en China y concluye que “la parálisis laboral del principal emisor de CO2 supuso, una caída de emisiones de CO2 de, al menos, 200 millones de toneladas. Este descenso corresponde a una reducción del 6% en las emisiones mundiales durante las cuatro semanas posteriores al Año Nuevo chino, y un 2% de las anuales del gigante asiático. Desafortunadamente, los inesperados beneficios para el medio ambiente derivados del COVID-19 podrían no tener demasiado impacto a largo plazo o ser incluso revertidos. Cualquier impacto sostenido en el uso de combustibles fósiles deberá proceder de una menor demanda. En consecuencia, será la economía la que dicte el impacto medioambiental del COVID-19.

La actual edición del décimo aniversario de A+M ha sido saludada y auspiciada por la vicerrectora de Investigación, Transferencia del Conocimiento y Divulgación Científica, Rosa María Martín Aranda, que hace 10 años era vicedecana de Ciencias Ambientales. “tuve la fortuna de compartir con vosotros todas las ilusiones, reuniones y horas de trabajo que sirvieron para llegar a donde estamos hoy. En aquellos años se hablaba de sostenibilidad, de cambio climático… Fuisteis pioneros e impulsores de muchas acciones que la UNED ha emprendido en esta década. Supisteis convencer a profesores de todas las ramas del conocimiento para avanzar en materia medioambiental. Recientemente, la UNED en un proyecto liderado por la vicerrectora primera Esther Souto, ha asumido el compromiso de la Agenda 2030 y creado el Observatio de los ODS. Vosotros, fundadores y socios de AAECAD de la UNED, habéis conseguido una reflexión sobre fundamentos de los deberes y responsabilidades de la sociedad con la naturaleza, velando por el principio de justicia ecológica. ¡Animo y a por otros 10 años!”

Agradecimiento y saludo también de parte del vicerrector de Estudiantes y Emprendimeinto, Alberto Mingo Álvarez: “La revista A+M es un gran ejemplo de emprendimiento de un grupo de estudiantes... Emprender es conquistar nuevos retos, hacerse cargo de nuevas responsabilidades, compartir experiencias con otros, contribuir con el objetivo general del equipo y liderar proyectos. Emprender es lo que hicisteis hace 10 años y nuestra UNED os felicita por ello”


UNED

En sus secciones incluye el formato informativo, como la reseña a las Actividades sobre Medio Ambiente realizadas por el IUGM (Instituto Universitario Gutiérrez Mellado), que recientemente se ha incorporado al Observatorio ODS UNED para fomentar la investigación y la sensibilización con los problemas del desarrollo y la sostenibilidad ambiental; o los logros, incluidos gráficos, en el ahorro de consumo de agua y energía en la UNED y todas sus sedes, implementada por la OTOM y fruto de la colaboración con la Catedra Aquae - dirigida por la vicerrectora de Economía, Amelia Pérez Zabaleta- cuyo objetivo es establecer un protocolo medioambietal que ayude a cumplir 6 de los 17 ODS

En la parte dedicada al debate Tania García López plantea quién debe pagar los servicios ecosistémicos; ¿quien se beneficia, paga?; ¿quien contamina, paga?; ¿quien tala y deforesta, paga?... Y ¿cómo puede cobrarse esa agresión permanente?. Y en la parte más crítica, uno de los artículos, el dedicado a los fluidos supercríticos y la química verde como parte de la solución a la crisis climática, el investigador del departamento de Química Inorgánica y Química Técnica de la UNED, Diego Sotres Sancho afirma que “La Tierra se muere. Se ahoga por culpa de la corbata de seda que la humanidad le aprieta cada año, cada hora, cada segundo con más fuerza”. No obstante, en pleno aislamiento obligado, sin nostalgia, nos recuerda que “todo tiempo pasado no fue mejor, sin embargo, es necesario echar la vista atrás para aprender de los errores”.


UNED


Genio + ciencia + ilusión


Mirando atrás, sin detectar errores y sí mucho trabajo, ilusión y acertadas dosis de Ciencia, se encuentra aquel primer número, de hace 10 años, cuando la redacción de M+A, número 0, compuesta por estudiantes y profesores, advertía “El número 0 fue genial. El número 1 va a ser aún mejor. ¿Participas?”

“A veces parece que las cosas suceden por azar, cuando en realidad, lo que ocurre es que el trabajo y el entusiasmo hacen coincidir en el tiempo y en el espacio a personas involucradas en una causa: el Medio, el Ambiente, el Medio Ambiente o... ¡¡¡”Ambiente y Medio”!!!, señalaba la vicerrectora Martín Aranda, en su saludo a aquella iniciativa en la que se había depositado tanta ilusión como conocimiento para alumbrar la revista que ahora celebra su décimo aniversario.

Atrevido, divertido y ágil, a la vez que riguroso, aquel primer número se leía con agrado por los estudiantes de Ciencias Ambientales, pero también llegaba a la comunidad universitaria y al público en general porque su línea editorial supo aprovechar el interés por la salud ecológica de nuestro Planeta y administrar con habilidad la divulgación y transferencia de conocimiento. Ejemplo de la buena gestión de la comunicación científica de A+M es la propia cabecera, un juego de palabras que recrea los conceptos de ambiente y medio y duplica e invierte el concepto medioambiente, tan usado como a veces cuestionado en el mundo científico.

Otro ejemplo es su índice, que informa sobre la actualidad, provoca el debate, inciden la crítica y hasta ofrece pasatiempos adaptados que combinan la agudeza mental, el conocimiento específico y un alto grado de sentido del humor. En sus páginas paseamos por el centro de la UNED en Valdepñas-Puertollano y por las riberas del río Mulaya, un humedal protegido en el corazón de Marruecos; aprendemos a dar los primeros pasos por los cursos Cero de la UNED y la regulación de la Química sostenible, con una amplia bibliografía y webgrafía de apoyo; o se nos advierte, en la sección más crítica, de cómo “la acción de unos pocos puede dar al traste con el esfuerzo de todos”,





La interacción se plasma en la llamada a participar en una exposición virtual fotográfica sobre Naturaleza, “con un único premio”, el impagable “honor de ver vuestras fotos seleccionadas”; La erudición se exige para la solución del ADN-oku, a completar con bases nitrogenadas del ADN; y la picardía y el buen humor se entrelazan en las definiciones de su original crucigrama: “cada uno de los trozsos en que nos rasgamos las vestiduras al salir de un examen”, “filo de animales diblásticos con coloblastos para capturar a sus presas”, “nuestros profesores”, “nombre común del Hacer Monspessulanum”, “final del tubo digestivo”, “orificio genital”, “asignatura anual de primero”, “Organización de Estados Pro Ornitológicos”…, entre tantas otras igual de ocurrentes.

Las y los redactores de M+A disfrutan escribiendo para nosotros. Es nuestro turno de disfrutar de su trabajo, leyéndolos.


Nº 0 de ambiente y medio


Nº 10 aniversario, especial covid-19





UNED_ODS

Aida Fernández Vázquez

Comunicación UNED


Foto

Pasatiempos del número 0